Fundación Unicaja colabora con la reforma de la nueva planta de Oncología del Hospital Materno Infantil de Málaga

13 septiembre, 2019


El Hospital Regional Universitario de Málaga ha inaugurado este viernes la planta de Oncología Pediátrica del Hospital Materno Infantil, que ha sido reformada en su totalidad para mejorar el confort de los más de 500 menores que cada año ingresan en ella, con la colaboración de la Fundación Unicaja.

Esta obra ha incluido la reforma de las cámaras de trasplante oncohematológico, un proyecto para el que ha sido fundamental contar con la colaboración de la Asociación de Voluntarios de Oncología Infantil de Málaga (AVOI), que ha aportado cerca de 300.000 euros para los espacios de aislamiento.

A la inauguración de la planta ha acudido el director general de la Fundación Unicaja, Sergio Corral, junto al consejero de la Presidencia, Elías Bendodo, acompañados por la viceconsejera de Salud y Familias, Catalina García; del gerente del SAS, Miguel Moreno Verdugo; la delegada del Gobierno en Málaga, Patricia Navarro; el delegado de Salud y Familias en la provincia, Carlos Bautista; y la vicepresidenta tercera de la Diputación de Málaga, Natacha Rivas. Además, junto a ellos ha estado el director gerente del Hospital Regional Universitario, Víctor Baena, y el presidente de AVOI, Juan Carmona.

Las obras de la planta de Oncología, llevadas a cabo por el hospital, tenían como objetivo mejorar la intimidad del paciente, la seguridad de los trabajadores y la accesibilidad. De este modo, se han llevado a cabo actuaciones en las 15 habitaciones de hospitalización, el pasillo de acceso, el control de enfermería, la lencería y en la zona de los ascensores, que tendrán nuevos revestimientos y puertas de resistencia al fuego.

Los trabajos han consistido, entre otros, en la sustitución de revestimientos en paramentos verticales y horizontales, dotándolos de revestimientos de alta resistencia a los golpes y de fácil limpieza; sustitución de techos, creación de máxima accesibilidad en aseos eliminando el plato ducha en alto creando una ducha a nivel de suelo.

Cada año ingresan en esta planta del hospital 500 niños, de los que 20 lo hacen en la cámaras de trasplante. Las cámaras de aislamiento son espacios reservados para los pacientes que van a recibir un trasplante alogénico –de donante, ya sea de médula ósea de sangre periférica o de cordón umbilical– con el fin de curar su enfermedad.

El objetivo del proyecto era convertir estas cámaras en parte de la terapia, ampliando el espacio y dotándolo de mejor iluminación natural, junto a la ampliación de las salas de visita a través de cristales con el diseño de un espacio de relación entre las dos salas donde compartir momentos. Además, tanto para el interior como para el exterior de las cámaras se ha contado con la colaboración del dibujante Ángel Idígoras, que ha plasmado en vinilos los dibujos que los menores le pidieron.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: Contenido Protegido !!
X